Austria

Qué ver en Viena

Viena es una ciudad austriaca situada junto al Danubio. Se encuentra en el valle de los Bosques de Viena, justo a los pies de los Alpes.

Es una ciudad antigua y moderna al mismo tiempo. Todo aquel que la visite podrá disfrutar de la amplia oferta gastronómica que ofrece, incluyendo también una amplia diversidad de platos de todos los rincones del mundo. Cabe destacar los deliciosos pasteles vieneses, que junto con un rico café, te harán disfrutar de una grata velada.

Hablar de Viena es hablar de música. Cuenta con grandes compositores que han vivido en sus calles. Strauss, Beethoven o Mozart son los más destacados. Durante el siglo XIX fue una de las capitales de la música, mientras que en el siglo XX tomó el protagonismo la filosofía. Lugar por antonomasia de la ópera, Viena cuenta con más de 100 museos donde perderte para empaparte de la cultura.

Durante tu visita a la capital de Austria podrás ver que cuenta con un encanto de lo más característico. No importa cuántos días estés en ella, te aseguramos que querrás volver en cuanto puedas. La gran cantidad de actividades que ofrecen la hacen de lo más polifacética.

Podrás aprovechar para ir a la ópera, pasear por el casco antiguo, descubrir la catedral o tomar un café vienés con la famosa tarta Sácher.

Qué ver en Viena

La mejor bienvenida a Viena

Una de las opciones más demandadas para tener una buena presentación de la ciudad es la contratación de un tour de bienvenida a Viena. El hecho de poder contar con distintas duraciones hará que puedas elegir la opción que más se adapte a tus planes. El guía que os acompañará os mostrará los distintos puntos más importantes del lugar, así como también los trucos para poder desplazarte por la ciudad y aquellos restaurantes donde disfrutar de unos buenos platos típicos.

También habrá momento para recalcar cuáles son las actividades más interesantes, haciendo hincapié en todo momento en aquellos que se adaptan más a tus inquietudes. Aprovecha la oportunidad para poder conocer la ciudad de a mano de un vienés.

Qué ver en Viena. Centro de Viena
Centro de Viena

Tour romántico por el casco antiguo de la ciudad

A través de este recorrido podrás conocer todo lo que ofrece Viena. Esta ciudad, caracterizada por la convergencia entre culturas, no te dejará indiferente. Durante este camino podréis conocer seis temas totalmente diferentes que incluyen elementos de épocas pasadas y otras actuales. Así conseguiréis descubrir qué secretos esconde la urbe y cuáles son las etapas por las que ha pasado hasta llegar a su situación actual.

En primer lugar, podréis ver elementos relacionados con romanos, judíos y el comercio. El Hoher Markt ha atraído a personajes de la política, arquitectos y comerciantes durante décadas. En este paseo podréis ver el edificio con más antigüedad de Viena, la primera depuradora de agua de la ciudad o el famoso Reloj del ancla. Sin duda, de lo más interesante.

Posteriormente, pasaréis al barrio griego. Está situado en las orillas del afluente del río Danubio. Durante siglos ha sufrido distintos cambios motivados por el comercio. En este lugar lucharon turcos y griegos para conseguir la independencia. Podrás ver cómo se conservan algunos retazos de esta guerra en el lugar.

En el casco antiguo de la ciudad encontrarás gran cantidad de diversidad arquitectónica. Desde torres del gótico a suelos originales de la época medieval. También patios renacentistas, palacios propios del barroco, casas del rococó o magníficas construcciones de la época de los fundadores. Sin olvidar las innovadoras viviendas de la Art Nouveau.

Qué ver en Viena. Tour por el centro de Viena
Tour por el centro de Viena

A su vez, Viena es una ciudad cargada de historias de lo más increíbles. Muchas leyendas guardan relación con la historia de la propia capital. A lo largo de los distintos tiempos los ciudadanos de la ciudad han intentado explicar a través de los mitos algunos de los elementos propios de la misma. Cabe destacar que en las historias vienesas los animales son protagonistas en múltiples ocasiones; incluso pueden verse en gran cantidad de fachadas de edificios.

También habrá momento para poder visitar el barrio de la antigua universidad. Se encuentra alejado de cualquier tipo de tráfico. El barrio de los jesuitas está en el centro del casco viejo. Junto a la fuente de la plaza es posible admirar el interior de la iglesia, siendo uno de los tesoros más destacados del barroco. Muestra el poder que tenía la Iglesia, así como un ejemplo de la rivalidad que había en la época entre pintores y arquitectos dentro de la propia ciudad.

Por último, podrás conocer las distintas callejuelas en las que perderte. A través de ellas conocerás un poco más sobre cómo era la vida en la ciudad durante la Edad Media. Adéntrate en la parte más misteriosa del lugar y conoce un poco más de su Historia.


El casco antiguo de Viena

Durante el paseo podrás conocer los curiosos barrios de artesanos. En ellos podrás ver patios ocultos, callejones estrechos e iglesias cargadas de belleza. Sus calles te contarán cómo ha sido el desarrollo de la propia ciudad, descubriendo algunos de los lugares secretos de la misma.

También habrá momento para ver la Catedral de San Esteban. De estilo románico y gótico, es el corazón de la ciudad desde hace años. Es el símbolo religioso más importante de toda la ciudad. Pese a que del antiguo templo solo se conservan la Puerta de los Gigantes y la Torre de los Paganos, lo cierto es que la visita a esta catedral es de lo más necesaria.

Cuenta con una torre con forma de aguja que fue construida al estilo gótico, contando con 137 metros de altura. Es posible verla desde distintas ubicaciones de Viena. Para poder subir hasta la parte más alta deberás de hacerlo por unas escaleras de caracol. Sin embargo, el esfuerzo será compensado con unas preciosas vistas de toda la ciudad.

Qué ver en Viena. Vistas de Viena desde la Catedral de San Esteban
Vistas de Viena desde la Catedral de San Esteban

Posteriormente, visitarás los distritos de Grabe y Kohlmartkt mientras disfrutas de las calles peatonales llenas de gente. Este es un lugar ideal para poder realizar distintas compras.

Si quieres observar una parte muy distinta de Viena, tendrás que pasar por el barrio del palacio de Hofburg. Podrás conocer la historia que hay detrás de los Habsburgo y cómo influyeron en la arquitectura de la Heldenplatz.

Durante el recorrido visitarás los edificios de la Milla de Oro, el Parlamento, Ayuntamiento, Museo de Bellas Artes y el palacio de la Ópera de Viena.


Autobús turístico de Viena

Una de las formas más actuales para poder ver una ciudad al completo es la utilización del autobús turístico. No importa cuantos días vayas a pasar en el lugar, lo mejor es conocer desde distintos puntos de vista los monumentos y ubicaciones más destacadas.

Conocer cuál fue el desarrollo de la capital desde que tuvieron lugar los primeros asentamientos celtas y romanos hasta convertirse en la ciudad más grande de todo el país.

¿Por qué es considerada la Ciudad de la Música? Aprende sobre el legado que algunos compositores le dejaron. Así como también por qué se denomina Ciudad de los Sueños por la relación con el psicoanalista Sigmund Freud. Durante el camino podrás conocer al Casa de la Música, donde se refleja la historia de la música a través de distintas exposiciones.

Uno de los puntos más interesantes es la posibilidad de elegir entre diferentes rutas, pudiendo realizar el camino que más se adapte a tus necesidades. También cuenta con audioguía en trece idiomas, añadiendo el hecho de conocer información de lo más interesante de primera mano.

Entre las paradas se encuentran la Ópera, el Distrito de los Museos, el Canal del Danubio o el Palacio Schönbrunn. Conoce un poco más de la ciudad a través del recorrido.

Autobus Turístico Viena
Autobús turístico por Viena

Los espectaculares jardines y el Palacio de Schönbrunn

Construido en el siglo XVII, este palacio sirvió como residencia de verano para la familia imperial de Viena. Durante la visita podrás conocer los distintos acontecimientos de gran importancia que tuvieron lugar entre sus paredes durante la época de máximo esplendor de esta construcción.

El estilo rococó de sus habitaciones te encantará. Llama la atención la gran cantidad de elementos que existen en las distintas estancias, teniendo también habitáculos de gran sencillez como las que pertenecían a Francisco José y la emperatriz Isabel.

No dejes sin visitar la Gran Galería, donde se celebraban gran cantidad de banquetes; el Salón Chino Circular, donde María Teresa mantenía conversaciones de carácter privado con el canciller; el Salón del Desayuno o el Salón Chino Azul, donde en 1918 abdicó Carlos I.

Podrás disfrutar de los infinitos jardines que poseen hasta llegar a la Glorieta, la cual corona una colina desde donde puedes observar increíbles vistas del propio palacio. También puedes visitar el café y ver el “strudelshow”. Añadiendo la posibilidad de aprender a realizar el artesanal “apfelstrudel”.

Palacio de Schönbrunn
Palacio de Schönbrunn

Concierto Classic Ensemble Vienna en la iglesia de San Pedro

El edificio actual de la iglesia de San Pedro data del siglo XVII. Aunque todo indica a que hace más de 1600 años que este emplazamiento tiene una iglesia construida. Muchos expertos cuentan que la iglesia tiene un aspecto muy parecido a la Basílica de San Pedro en el Vaticano.

Se encuentra muy cerca de la catedral; su interior es uno de los más recargados de la ciudad. Cuenta con una decoración de lo más ostentosa, donde sobre todo triunfa el dorado como elemento principal.

La iglesia cuenta con una cúpula en la que se encuentran frescos donde se ilustra la Asunción de la Virgen. Es una de las construcciones más importantes de la ciudad, siendo imprescindible conocerla durante la visita a la misma.

Deja que el Classic Ensemble Vienna llene el lugar con sus interpretaciones de obras clásicas de la música. En ella podrás escuchar piezas de Mozart, Bach o Beethoven, entre otros.

Abre tu mente para escuchar “Eine kleine Nachtmusik”, la música te transportará por “Las cuatro estaciones” y descubre algunas de las historias que hay detrás de las grandes composiciones del mundo.

Estas obras podrán ser escuchadas en las salas subterráneas de la propia iglesia.

Iglesia de San Pedro Viena
Iglesia de San Pedro, Viena

Un concierto de Mozart y Strauss en Kursalon

El “Salonorchester Alt Wien” ofrece a todos sus visitantes un programa único de las composiciones celebradas de “el rey de vals”. Entre los más famosos se encuentran Johann Strauss y Wolfgang Amadeus Mozart. Podrás conocer algunas de las actuaciones de la música clásica de Viena en este concierto de lo más increíble.

Esta actividad incluye músicos de lo más destacados, cantantes de ópera y bailarines de ballet. La velada cuenta con gran encanto vienés. Desde los animados valses a la polca, las dramáticas arias y los duetos. Escucha algunas de las mejores óperas y conciertos de dos de los grandes compositores del mundo.

Para los amantes de la música será todo un evento que podrán disfrutar en gran medida.

Kursalon Viena
Kursalon de Viena

Museo de Historia del Arte y Tesoro Imperial de Viena

En este museo se exponen las obras de arte reunidas por los Habsburgo a lo largo de todos los siglos. Hasta la construcción del museo en 1891, todas estas obras estuvieron en el Belvedere y el Hofburg. Durante la construcción de la Ringstrasse, se crearon don monumentos iguales, uno era para poder mostrar las colecciones de arte imperial y el otro se utilizó como Museo de Historia Natural.

Al contrario de otros museos que se han establecido en Palacios o lugares históricos, este edificio fue creado como museo y las salas se construyeron a medida para el contenido y decoradas en relación con ellas.

En la planta baja se pueden ver las exposiciones dedicadas a la antigüedad de Oriente, Grecia, Roma y Egipto. En las salas podrás ver momias, objetos utilizados para el culto de muertos, esculturas y elementos de decoración. Así como también enormes columnas de piedra construidas en una sola pieza hace 4000 años.

La primera planta está dedicada a la pintura; cuenta con obras del siglo XV hasta el XIX. En un lateral se encuentran las obras propias de la pintura neerlandesa, flamenca y alemana. En el otro, los pintores de Italia, Francia y España.

Entre los autores que podréis encontrar se encuentran Velázquez, Canaletto, Tiziano, Rubens, Rafael o Rembrandt. Los amantes de las monedas y medallas están de suerte. En este recorrido podréis encontrar algunas de las mayores colecciones del mundo. Más de 700.000 objetos de esta temática.

Museo de Historia del Arte Viena
Museo de Historia del Arte, Viena

Descubre el museo interactivo del sonido de Viena

En Mozarthaus de Viena los visitantes podrán ver el único apartamento de Mozart en la ciudad. En él vivió desde 1784 a 1787, componiendo más música en él que en cualquier otro lugar. Durante el recorrido por el piso podrás ver cómo era la vida en la época, así como las obras más importantes de este autor, que se encuentran en diferentes niveles de exposiciones. Los fans de la música clásica podrán descubrir gran cantidad de curiosidades sobre Mozart. Esta exposición se centra sobre todo en los años de composición en la ciudad austriaca.

Tendrás oportunidad de disfrutar de una audioguía gratuita donde te explicarán todos los elementos más importantes de la muestra. Además, Mozarthaus cuenta con una exposición permanente y otra especial que cambia durante cada año.

Podéis optar por un ticket combinado que añade la Casa de Mozart y la Casa de la Música. Los amantes de la música disfrutarán de todas las ubicaciones con gran ahínco. Podrás realizar un gran descubrimiento acerca de todo el mundo que rodea al autor y a la música.

Además, la Casa de la Música es un museo musical de lo más moderno. Se encuentra en el centro de la propia ciudad, tiene seis plantas, donde los visitantes podrán hacer música por sí mismos. En él encontrarás elementos del pasado, del presente y algunos del futuro.

Un recorrido de lo más inspirador.

Mozarthaus Viena
Mozarthaus, apartamento de Mozart en Viena

El increíble Palacio de Belvedere

El conjunto de Belvedere incluye dos palacios que están conectados mediante un enorme jardín francés. El punto más alto del jardín tiene lugar en el Alto Belvedere, el edificio principal.

Te encantará su fabulosa fachada.

Sin embargo, el interior suele decepcionar bastante a aquellos que esperan encontrar un palacio típico. Solo están decoradas la capilla, el hall de entrada y el Salón de Mármol. El resto de las habitaciones muestra colecciones propias de la Galería Austríaca, recogiendo desde la Edad media hasta la actualidad.

En la planta baja se encuentran las obras del barroco y el arte medieval; además de la capilla. Mientras que en la primera planta pueden verse las realizadas entre 1880 y 1900. En la segunda planta encontrarás las muestras del neoclasicismo y del romanticismo. Así como la colección Biedermeier.

A su vez, el edificio de Bajo Belvedere dispone de obras propias de la Edad de Oro de Viena. Con la Sala de los Grotescos, la Galería de Mármol y el Salón de los Espejos.

Palacio de Belvedere
Palacio de Belvedere

Viena es una ciudad que recoge gran cantidad de culturas. Todo ello puede verse reflejado en su arquitectura y calles. Gracias a la excelente conservación de sus diferentes monumentos podemos conocer a día de hoy cómo era la vida en la ciudad durante diferentes épocas de la historia.

Aprovecha para empaparte de cultura, disfrutar de unas vistas espectaculares o aprender sobre mitos y leyendas del lugar durante tu visita.

No dudes en visitar Viena.


Encuentra AQUÍ los mejores HOTELES en VIENA


¿Conoces este lugar? Comparte tu experiencia


Encuentra AQUÍ los mejores VUELOS

Botón volver arriba